Paneles solares en el Sector Ayacucho

Desde el año 2013, han tenido lugar en el Colegio grandes cambios, como parte de un plan que comprende la puesta en valor del edificio patrimonio histórico de la Ciudad—, así como de la innovación en términos tecnológicos, organizacionales y educativosEste proceso fue incentivado por el crecimiento sostenido de la población de alumnos y docentes de la comunidad, así como de otras instituciones educativas que rentan algunos espacios de la manzana, en el barrio porteño de Balvanera.

Lo que había empezado como una serie de reparaciones y reemplazo de materiales obsoletos, derivó en la revisión de todo la infraestructura eléctrica, con la mira puesta en la reducción del consumo, el aprovechamiento de espacios y recursos en desuso, así como el compromiso con el medioambiente. La disponibilidad de las terrazas del Colegio, en el edificio de la calle Ayacucho, podía ser aprovechada con paneles solares.

“Trajimos la idea de México, de la planta fotovoltaica de la Universidad de La Salle en Chihuahua. Tienen un campo de unas 200 hectáreas cubierto de paneles solares y abastecen toda la universidad. Habiendo conocido esa experiencia, dijimos ‘eso en algún momento va a pasar acá’”, cuenta el Hermano Nicolás Chamorro, director general del Colegio. “Las instituciones educativas tienen un consumo altísimo de lunes a a viernes,  pero durante la noche, los fines de semana y vacaciones de verano, el consumo cesa y la energía podría compartirse con otros”.

En este sentido, Sergio Ricci, instalador de la empresa Forward señala  que “el proyecto se va a consolidar cuando la energía que uno genere en su planta fotovoltaica pueda ser inyectada a la red. Porque hoy en día, si bien está la ley, aún no está reglamentada en Buenos Aires. En ese caso, la energía que genere la planta se utiliza y lo restante puede volcarse a la red, con un beneficio económico y ambiental.”

El proyecto educativo de los Hermanos de las Escuelas Cristianas, fundado por San Juan Bautista de La Salle, tiene presencia en ochenta y cinco países del mundo. Argentina y Paraguay conforman un distrito, en el que decenas de escuelas y centros formativos comparten una misma estructura organizacional y un modelo educativo que impulsa la transformación social. Luciano Salcedo, administrador general del distrito, nos explica que la instalación de paneles en la Ciudad de Buenos Aires es apenas el comienzo. “El objetivo no es sólo económico, queremos crear más conciencia renovable en las escuelas”. Las escuelas de Florida y San Martín, en provincia de Buenos Aires, así como el colegio en el barrio de Argüello de Córdoba capital, ofrecen iguales o mayores facilidades para que el proyecto solar se expanda.